La etimología de una poesía

Monos.
Dividido en uno.
Y una “s” que no debería estar, no debería tener plural. Mono que etimológicamente significa uno no puede acarrear ya más. Solo uno. Lejos de mi hogar.
Déjame llevar al menos una parte de tu maldad.
No quiero sin ti estar.
Pero si acaso no me ves jamás
suéltame, yo no quiero ser otro eslabón que te ate a mi cama,
Déjame, te he dicho ya, ¿no ves que el viento va a dejar de soplar?
Que nuestras manos por fin se desunirán.
Mírame, sola y abandonada, con una sonrisa en mi cara.
¿Crees que me duele? ¿Que me entristezco por algo?
Es imposible que sienta nada,
ni magos ni hadas.
Ya no existe la pasión que habitaba en mi habitación.
Cómo decir te tropezaría otra vez, sin remedio ni placer,
porque ya no hay manera de querer ni sentir lo que una vez pasé.

Xenaga

Anuncios
Esta entrada fue publicada en monos, xenaga. Guarda el enlace permanente.

¿Qué te ha parecido?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s