Más

Había desarrollado poderes. De esos que siempre imaginó de pequeño. Ahora podía atravesar objetos sólidos cuando se lo propusiera. Era capaz de leer la mente de las personas que tocaba. Y tenía una fuerza sobrehumana gracias a la cual acababa de salvar la vida a un vecino.

Sin embargo, se sentía vacío. Ninguna de las novedades que acababan de llegar a su vida en los últimos días le había hecho feliz más de unos minutos. No dejaba de pensar en lo que de verdad quería. De todos los poderes que podía imaginar siempre había preferido el de volar. Poder surcar el cielo a velocidad supersónica. Viajar a cualquier parte del mundo en un abrir y cerrar de ojos y sin tener que esperar colas.

Había desarrollado poderes, pero quería más.

Miguel Antúnez López

Anuncios
Esta entrada fue publicada en cielo, Miguel Antúnez López. Guarda el enlace permanente.

¿Qué te ha parecido?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s